Actualidad Provincia

La Guardia Civil incauta 9.780 puros caliqueños destinados al comercio clandestino en Villena

El infractor se enfrenta a una multa pecuniaria que puede oscilar entre el 275 % y el 350 % del valor de la mercancía que transportaba, que asciende a 7.824 euros

La Guardia Civil de Alicante ha incautado 9.780 puros ilegales, de fabricación artesanal, a un hombre que los transportaba en el maletero de su vehículo para venderlos de forma clandestina. Uno de los peligros que conlleva el comercio ilícito de tabaco es que la mercancía no se somete a los controles de calidad que regulan su fabricación.

Material incautado. Guardia Civil

Agentes de la Guardia Civil del Puesto de Villena, que se encontraban realizando un dispositivo de identificación de vehículos y personas en el casco urbano de la localidad, observaron que, al percatarse de su presencia, un turismo que se aproximaba al control realizó una maniobra evasiva tratando de eludirlo. Al sospechar que la maniobra tuviera la finalidad de ocultar alguna irregularidad, los agentes subieron rápidamente al vehículo oficial e iniciaron el seguimiento del turismo que intentaba fugarse, logrando darle alcance y obligando al conductor a detener su marcha para identificarlo.

Durante esta comprobación, los agentes advirtieron un fuerte olor a tabaco que emanaba del maletero, y solicitaron al conductor que les mostrara la carga. Al abrirlo, hallaron en su interior seis cajas de cartón de grandes dimensiones, en las que portaba de forma ilegal 9.780 puros caliqueños.

Material incautado. Guardia Civil

El responsable, un hombre de 70 años, de nacionalidad española, vecino de Villena, al que le constan numerosas infracciones en materia de contrabando, se enfrenta con esta infracción a sanciones de multa pecuniaria que será proporcional al valor de la mercancía que transportaba, que asciende a 7.824 euros. El porcentaje aplicable para calcular la cuantía definitiva de la multa, oscila entre el setenta y cinco y el trescientos cincuenta por cien (ambos incluidos) del valor de la mercancía, por considerarse como una infracción muy grave, y será determinado una vez que la autoridad competente resuelva el expediente.

Los puros, que estaban destinados a su comercio clandestino, han sido intervenidos y puestos a disposición de la Agencia Tributaria, autoridad competente en la materia.

Entre las misiones de la Guardia Civil, están las del resguardo fiscal del Estado y las actuaciones encaminadas a evitar y perseguir el contrabando.

Si deseas aportar tu opinión sobre esta noticia, por favor, deja aquí tu comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: