Jorge Cremades Opinión

COLUMNA DE OPINIÓN de Jorge Cremades: “¡Basta ya!”

Nuestro Gobierno de coalición social-comunista, débil y mal avenido, vuelve a evidenciar una vez más su tensión en el Congreso de los Diputados al desmarcarse Podemos del PSOE en relación al referéndum y a la Ley de Igualdad de trato

Las reacciones callejeras violentas contra el cumplimiento de la orden de detención del rapero Hasél, atrincherado con unas 250 personas en la Universidad de Lérida tras su condena judicial por la  comisión de delitos de enaltecimiento del terrorismo e injurias a la Corona, pone de manifiesto que España no puede seguir por estos derroteros de violencia y desacato a la Justicia ni un minuto más. ¡Basta ya de mentiras y cinismos para saltarse a la torera el democrático Estado de Derecho que los españoles nos hemos dado! Un Estado de Derecho que, como tal, tiene como esencia fundamental el respeto a la Ley y al Orden Constitucional, prostituido demasiadas veces en nombre de inventadas libertades o deformaciones de derechos no contemplados en nuestro ordenamiento jurídico, y que requiere en primer lugar el acatamiento de las sentencias judiciales, dictadas con todas las garantías procesales y de acuerdo con la legalidad vigente en cada momento. Y si dichas leyes vigentes se consideran confusas, difusas, contradictorias o inconvenientes por la mayoría de los ciudadanos, cámbiense, que para eso está el Poder Legislativo, pero mientras no se cambien han de cumplirse a rajatabla y es el Gobierno, el Poder Ejecutivo, quien ha de garantizar que así sea…..al final, todo lo contrario de lo que sucede en España. Hasél, contra lo que dicen algunos incluso desde el propio Gobierno de coalición (lo que ya es insólito y deplorable), no es condenado por escribir y cantar canciones, ni es secuestrado violentamente por las fuerzas de orden público de un Estado represor que no ampara la libertad de expresión, ni es encarcelado por sentencias desmesuradas y desproporcionadas con arreglo a los delitos cometidos. Hasél, sencillamente es condenado por cometer delitos probados, tipificados en el Código Penal, como el de enaltecimiento del terror e injurias a la Corona, bien sea en sus canciones o en su discurso habitual, pretendiendo ampararse en una especie de libertad de expresión infinita inexistente en cualquier democrático Estado de Derecho, incluido el nuestro; es conducido a la cárcel, que no secuestrado, en virtud de la fuerza y no de la violencia que la Constitución otorga en exclusiva a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, porque él no acata la sentencia y de forma violenta, él sí, se atrinchera para saltársela a la torera junto a otros violentos como él para impedir violentamente su ingreso en prisión; y es encarcelado no por desmesura alguna entre la proporción de la pena impuesta, nueve meses (por dicha pena de privación de libertad nadie suele entrar en prisión), y los delitos probados en sede judicial, sino porque ya es reincidente y arrastra otras condenas anteriores y ya se sabe que la reincidencia penaliza obviamente los comportamientos delictivos. ¡Basta ya pues de engañar a la gente con milongas para justificar los graves altercados en varias ciudades, especialmente en Cataluña, por la prisión del rapero, quien, no conforme con los destrozos causados, señala que PSOE y UPodemos son «cómplices directos» de su situación, a pesar de que Echenique, el portavoz podemita en el Congreso, en plena ola de violencia, alienta las protestas manifestando, cínica e indecentemente, todo su «apoyo a los jóvenes antifascistas que están pidiendo justicia y libertad de expresión», mientras éstos se enfrentan con piedras y palos a la policía, revientan cajeros, destrozan escaparates y contenedores, queman coches y saquean todo aquello que les viene en gana. Si estos son los antifascistas…..¡cómo serán los fascistas de verdad! Evidentemente sus comportamientos violentos les delatan como tales. ¿Cuál es su modelo de justicia y dónde acaba para ellos la libertad de expresión? La Audiencia Nacional, entretanto, alerta contra la despenalización del enaltecimiento del terrorismo, como quiere el Gobierno de Sánchez-Iglesias. En fin, sin más comentarios. ¡Basta ya!

Nuestro Gobierno de coalición social-comunista, débil y mal avenido, vuelve a evidenciar una vez más su tensión en el Congreso de los Diputados al desmarcarse Podemos del PSOE en relación al referéndum y a la Ley de Igualdad de trato

Y por si todo esto fuera poco, nuestro Gobierno de coalición social-comunista, débil y mal avenido, vuelve a evidenciar una vez más su tensión en el Congreso de los Diputados al desmarcarse Podemos del PSOE en relación al referéndum y a la Ley de Igualdad de trato, un choque abierto en toda regla, otro más, entre los dos partidos que conforman la coalición pues como socios tienen posturas muy alejadas, casi opuestas, sobre estos asuntos entre otros muchos, tan alejadas como las que tradicionalmente representan los partidos socialistas o socialdemócratas de los partidos antisistema radicales o comunistas. Es más, este Vicepresidente Iglesias, que se apresura a solicitar el indulto para el rapero Hasél (también para los presos del procés y para todo aquel que desacate la legalidad vigente), pide por el contrario cínicamente una mordaza para la prensa y los medios de comunicación mientras avala los disturbios en nombre de la libertad de expresión y exige que ésta se respete sin límites para los violentos mientras acusa a los medios del auge de Vox y pide «elementos de control democrático» para la prensa. En definitiva, desde su concepción comunista totalitaria de la sociedad, Iglesias pretende controlar o tutelar desde el poder de los medios de comunicación, con lo que su intervención desde el Parlamento reclamando instrumentos de supervisión pública de los contenidos de los informativos es muy perturbadora para la libertad de los ciudadanos, que son soberanos y no precisan de más amparo que el que emana de los tribunales de Justicia. En fin, es la visión totalitaria de quienes, como Iglesias, Echenique, Garzón y compañía, bajo el paraguas del «fascismo» en que cabe todo, conciben, como los verdaderos fascistas, un régimen totalitario bajo el paraguas comunista…..los extremos, ya ven, se tocan….y sus enemigos reales son los demócratas.

Entretanto, tras las elecciones catalanas, los secesionistas totalitarios, otros que tal bailan, buscan un pacto para neutralizar a Illa, vencedor de los comicios, pues ERC, Junts y la CUP quieren acelerar una investidura de Aragonés, sabiendo que la mayoría secesionista puede incluso bloquear el intento del socialista Illa de presentarse. Al efecto Junqueras arremete contra los socialistas, sus socios en tantas batallas españolas y catalanas, y los califica de corruptos para ir abonando el terreno de las descalificaciones. Por su parte Sánchez se ve avalado para ceder más al independentismo, considerando que las urnas han legitimado la mesa de diálogo (ya ven qué diálogo) bilateral y la rebaja de la sedición, mientras señala a la derecha por su «anticatalanismo» y la Fiscalía pide ahora que los presos del procés vuelvan a prisión tras participar en la campaña electoral. La abstención ya se encargó de castigar a PP y Ciudadanos, así como de camuflar la caída del independentismo, mientras Casado, pese al éxito de Vox, reivindica su apuesta por el centro. En efecto, ERC presiona para conseguir ya un gobierno separatista, pivotado por Junqueras-Aragonés, y advierte a Puigdemont y Borrás de que «el independentismo de los puros ha perdido», en tanto que la candidata de Junts responde que «no aceptará tan fácilmente ser relegada». Una lucha fratricida en las filas secesionistas que, sin lugar a dudas, acabará en un acuerdo para seguir disfrutando del pastel del Govern mientras Cataluña se hunde. Por su parte Iván Redondo, a quien «Sánchez le pidió que echara el resto con Illa» se convierte en una especie de héroe del PSOE, mientras Moncloa no se cierra a la vía ERC y espera un gesto, ya que cree que la alianza con JxCat puede naufragar por las diferencias entre los soberanistas. Y mientras el informe del Parlamento Europeo apoya levantar la inmunidad a Puigdemont y los socialistas, en plena negociación tras el 14-F, evitan desvelar su postura (vaya a ser que el secesionismo se enfade), Cayetana Álvarez de Toledo, diputada del PP por Barcelona, dice que «Casado ha acreditado que será incapaz de reconstruir el constitucionalismo», en tanto que Génova redobla su pulso y descarta cambios en la dirección pese a los críticos y Sánchez Llibre, Presidente de Foment, deja bien claro que «o el Govern se centra en la economía o habrá más fugas de empresas»…..es decir, más decadencia económica.

Arrimadas se atrinchera y culpa del descalabro de Ciudadanos en Cataluña a la herencia de Rivera, mientras responde a los críticos: «no dimitiré», «estoy más fuerte que nunca»

Por otro lado, Arrimadas se atrinchera y culpa del descalabro de Ciudadanos en Cataluña a la herencia de Rivera, mientras responde a los críticos: «no dimitiré», «estoy más fuerte que nunca». Por su parte Casado, el otro gran perdedor del 14-F, blinda a su «dos» frente a la crítica de los barones, quienes trasladan en privado la necesidad de cambio de caras y de estrategia, mientras Aznar se acerca a Díaz Ayuso tras salir del núcleo duro del actual presidente, quien, como golpe de efecto, anuncia que el PP se va de Génova 13, cuya reforma está siendo investigada por la Justicia, para huir de su pasado corrupto y que creará un equipo de control interno y un canal de denuncias anónimas, atribuyendo el mal resultado electoral al «caso Bárcenas»; Casado repudia así la sede del PP justificándolo en el lastre de los casos de corrupción de las etapas de Aznar y Rajoy, eludiendo la autocrítica y dejando bien claro que «esta dirección no va a volver a dar explicaciones sobre ninguna cuestión pasada», mientras Egea culpa del resultado electoral en Cataluña a «la pena del telediario»…..Casado descoloca así a los barones que, salvo Ayuso, se enteraron de estas novedades por la prensa y andan molestos por la salida de Génova, siendo avisados de que «se habla dentro del partido», mientras algunos especulan con que la puesta en venta de la tradicional sede del PP obedece no sólo a la huida de ese pasado del «viejo PP» sino a razones de sostenibilidad económica por parte del partido, que, en definitiva queda sin defensa en el juicio de Bárcenas tras el reconocimiento por parte de Casado de ese pasado corrupto cada vez más insoportable.

Por cierto, hablando de corrupción, mientras Cifuentes sale absuelta por falta de pruebas en el caso máster, aunque no así la asesora que la exculpó, Juan Carlos Monedero es imputado por cobrar de la consultora Neurona con una factura falsa, pues el juez investiga si el cofundador de Podemos se inventó trabajos para justificar el ingreso de 26.200 euros de la consultora, sospechando que en realidad se trata de una comisión por mediar en la contratación de la empresa mexicana por el partido. El instructor le imputa y pide a Podemos aclarar sus sobresueldos pues quiere saber si cobró dicha comisión mediante factura falsa, según cree la Policía, sospechando que Monedero usó Neurona para pagar su hipoteca y amortizar deuda anticipadamente, pues en dos años logró reducir el préstamo en 160.000 euros. El juez acredita que Neurona hizo pagos sin contratos, que pagó 5.000 euros a miembros de Podemos tras contratar con el partido, cobrando la consultora «fantasma» 38.720 euros. Y a este escabroso y turbio asunto de Monedero, Podemos y Neurona, que acaba con la imputación del cerebro del partido por malversación en la financiación de Podemos, cabe añadir el «caso niñera» ya que Irene Montero es denunciada ante Fiscalía para que se investigue el uso de un cargo público del Ministerio de Igualdad para cuidar a la hija de la Ministra.

Entretanto, instalándonos en la pandemia, las mutaciones del coronavirus sortean la inmunidad de los ya infectados, cuando con 12.000 muertos en un mes volvemos a los niveles del confinamiento de marzo y Sanidad paraliza el informe sobre la evaluación de la gestión de la pandemia. Por otro lado, la población entre 45 y 54 años entra en la lista para vacunarse con la vacuna de AstraZeneca, mientras con el resto de vacunas se establecen los siguientes grupos de preferencia de inmunización y por este orden: mayores de 80 años, luego entre 70 y 79, y finalmente entre 60 y 69…… al menos ya vamos sabiendo más o menos cuándo nos toca, con permiso de los vacunajetas que cada vez son más.

Por lo que respecta a otros asuntos cabe citar que Zarzuela y Don Juan Carlos salen al paso de los rumores de una recaída en la salud del Emérito y publican una imagen suya ante los comentarios; que la Iglesia inscribió 20.000 templos y 15.000 fincas tras la reforma de Aznar y Moncloa reconoce que los 35.000 bienes de la Iglesia tienen su título de propiedad; que Sánchez retoma el diálogo con Casado para renovar el CGPJ y otras instituciones; que Rivera abre contactos con Génova para la fusión PP-Ciudadanos, pues, pese a haberse retirado hace meses, mantiene vías de comunicación con miembros de su partido y con los populares, moviéndose al margen de Arrimadas, que reniega de una coalición; y que la deuda pública española sube al mayor nivel desde la Guerra de Cuba, aunque el BCE sale al rescate de España y cubre el 100% de la subida record de la misma, que en 2020 se ha disparado en más de 120.000 euros…..¡ya hubieran querido gobiernos anteriores en la anterior crisis esta generosa disposición de las instituciones de la UE para evitar recortes!.

            Y del exterior, destacar que un español de 13 años ingresa en una cárcel para «cachorros del ISIS» en Siria; que Stoltenberg, Secretario General de la Alianza Atlántica, dice que «si Rusia quiere ir al choque, la OTAN está lista» y detalla cómo «el diálogo con Moscú tiene que basarse en la fuerza»; que las vacunas son la nueva arma diplomática de China para los países en vías de desarrollo; que el cierre de las fronteras de Alemania crea tensión en la UE y nueve países de la zona Schengen limitan el tránsito por la pandemia; que Paschal Donohoe, Presidente del Eurogrupo, sostiene que el objetivo ahora es «sostener la economía» y que «retirar pronto los estímulos es más peligroso que dejarlos; y que Mario Draghi promete en su investidura «reconstruir Italia como en la postguerra».

Si deseas aportar tu opinión sobre esta noticia, por favor, deja aquí tu comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: