Actualidad Jorge Cremades Opinión

COLUMNA DE OPINIÓN de Jorge Cremades: «Por fin presupuestos»

Sanidad concreta la vacunación de solo un 5% de la población que comenzará por los internos en residencias y los sanitarios, mientras Illa plantea cenas navideñas de solo seis personas, lo que genera discrepancias con algunas CCAA

Al margen de las valoraciones a favor o en contra que se pueda hacer sobre el contenido lo cierto es que para la estabilidad gubernamental es bueno, casi imprescindible, que haya unos Presupuestos para saber cuánto, cómo y en qué nos vamos a gastar nuestro dinero, siempre escaso, durante el año. Y el Gobierno de coalición Sánchez-Iglesias ha conseguido por fin poner en marcha los de 2021 con el apoyo de PNV, ERC y Bildu alejando así el apoyo de Ciudadanos, aunque Arrimadas siga dialogando hasta el final. Sin embargo, como quería especialmente Iglesias, los Presupuestos saldrán con el apoyo de quienes auparon la investidura, mientras el PSOE insiste en blanquear el pacto con Otegi y éste homenajea a la etarra extraditada que el juez envió a prisión, en tanto que Iglesias, que siempre se sale con la suya, elimina de los PGA el plan contra la pobreza para Canarias, y Casado, asumiendo ya que la legislatura será larga, abre contactos con PNV para la tramitación de enmiendas y ofrece «cambios» al PSOE, abriéndose a negociar con el Gobierno enmiendas sobre autónomos y pymes y buscando acuerdos con el nacionalismo vasco de derechas para «romper bloques». Así las cosas, Sánchez se garantiza aprobar las Cuentas, prorrogadas desde 2018, con el apoyo del secesionismo catalán de izquierdas, con los abertzales vascos y con el nacionalismo peneuvista de derechas, conformando lo que llaman unos Presupuestos progresistas, y Ciudadanos, que desprecia el pacto PSOE-ERC porque «son dos miserias», sigue negociando pese a que Esquerra, PNV y Bildu ya han pactado y a que Otegi retrate a Sánchez, que lo niega, manifestando el líder abertzale que «el pacto abre una ventana a la oportunidad» y reiterando su apoyo. Un pacto nada fácil por el que Sánchez se ha dejado pelos en la gatera a base de concesiones al nacionalismo a cambio de su apoyo, rematando la jugada con el compromiso con ERC de pactar una «comisión bilateral» para armonizar los impuestos autonómicos el próximo año, lo que entre otras cosas atenta contra la autonomía fiscal de Madrid, y con el acuerdo de levantar el control del gasto en Cataluña, lo que permite que la Generalitat, controlada por haber gastado de forma improcedente dinero para el procés, pueda volver a gastar de nuevo sin control alguno. Dos concesiones estrella para que ERC pueda exhibir en las inminentes elecciones catalanas: la primera obligaría a Madrid a subir los impuestos, pues Montero pretende armonizarlos fijando un  mínimo en patrimonio, sucesiones, donaciones y transmisiones para evitar la competencia fiscal a la baja, lo que obligaría a Madrid a subir algunos de sus tributos; la segunda volvería a dejar sin control el gasto de la Generalitat lo que permitiría de nuevo invertir en el ansiado procés secesionista. Obviamente los gobernantes autonómicos madrileños ponen el grito en el cielo, pues no hay que olvidar que Madrid da al Estado 23.000 millones más que Cataluña con menos impuestos, y arremeten contra el apoyo de Sánchez a lo que consideran un ataque de Rufián contra Madrid, advirtiendo Ayuso de que será la «peor pesadilla» de quien toque a sus contribuyentes. En definitiva, un acuerdo con ERC que dispara además un 75% las inversiones en Cataluña, por encima incluso de lo que prevé el Estatut, y con el PNV, que no se queda atrás y arranca la financiación de infraestructuras y el traslado de un histórico cuartel del Ejército, el de Loyola, fuera de San Sebastián, sorprendiéndose incluso los peneuvista de que Sánchez al entregar dicho cuartel, en cuyo lugar se planificarán los pertinentes negocios inmobiliarios, ni siquiera exigiera nada a cambio ya que se cerró la negociación sin que el Presidente exigiera ni una nueva ubicación del mismo, como esperaban los nacionalistas. En todo caso, Sánchez da por hecho que este apoyo nacionalista de vascos y catalanes le blinda en el poder al menos durante tres años y claudica ante Iglesias incluyéndole en la negociación y gestión de los fondos europeos, con lo que el «decreto definitivo» relega a «borrador» el intento de que fuera una comisión ministerial, sin presencia del Vicepresidente, la que lo gestionara……una vez más, la enésima, el Vicepresidente populista pone en aprietos al Presidente socialista que sabe que sin él todo el tenderete se le vendría abajo. Entretanto se desata un debate en el PP por la gestión del desgaste del Gobierno de coalición, asumiendo el partido que Sánchez apurará la legislatura con sus socios aunque sea a trancas y barrancas,  mientras los barones populares creen que más allá del «no» hay que ir al discurso económico, pues no es poco lo que se nos viene encima. Y ante los hechos consumados Arrimadas tira la toalla anunciando que se posicionará en contra de los Presupuestos.

Sanidad concreta la vacunación de solo un 5% de la población que comenzará por los internos en residencias y los sanitarios, mientras Illa plantea cenas navideñas de solo seis personas, lo que genera discrepancias con algunas CCAA

En cuanto a la pandemia se refiere las medidas duras adoptadas, como el toque de queda y los cierres, bajan la incidencia y van frenando esta segunda ola de contagios mientras el Gobierno ultima su plan de vacunación y Oxford halla la tercera vacuna eficaz contra la covid. Y mientras España logra ochenta millones de dosis de todas las vacunas, se imponen controles de PCR en los aeropuertos diez meses después y sólo aleatorios a los viajeros procedentes de los países de riesgo que deberán acreditar el resultado negativo del test, aunque no pocos ponen en evidencia cierto descontrol manifestando que llevan «la PCR en la mano pero nadie la ha mirado». En todo caso Sanidad concreta la vacunación de solo un 5% de la población que comenzará por los internos en residencias y los sanitarios, mientras Illa plantea cenas navideñas de solo seis personas, lo que genera discrepancias con algunas CCAA. Una especie de Navidad-covid con toque de queda a la una y cenas restringidas como harán otros países como Francia, Alemania y Reino Unido con el objetivo de evitar una tercera ola de contagios para inicios de año; no obstante es paradójico que Sanidad proponga limitar los viajes y acortar la Misa del Gallo cuando permitirá la San Silvestre. En todo caso la idea de cabalgatas de Reyes «estáticas» para evitar posibles contagios, la recomendación de evitar el «picoteo» y de hacer las compras antes para eludir aglomeraciones cobran fuerza aunque las CCAA siguen sin llegar a acuerdos con Sanidad sobre qué hacer durante estas tradicionales fiestas y además preparan planes alternativos de vacunación, mientras la segunda ola deja 7.600 hoteles cerrados en España y se publica que Vitaldent contrata a un ex diputado de Podemos para hacer «lobby» ante Sanidad.

Entretanto se conoce que el separatismo usará la Ley Celaá contra el español en los recreos pues la ONG que espió en 50 colegios planea con ERC que en patios y comedores sólo se hable catalán, mientras la consigna del PSOE considera sobre las protestas a dicha ley que «la marea naranja es populista», mientras el Banco de España vincula el alto paro de licenciados con la «calidad de educación» y cuando Celaá, siendo diputada vasca y consejera del gobierno autonómico, defendía el español como lengua vehicular con el argumento de «cómo no vais a considerar como propia la lengua del 80% de los vascos»……¿qué es lo que ha cambiado para que ahora se elimine el carácter vehicular del español, lengua de todos los españoles? Sólo cabe entender que es la exigencia de ERC a cambio de su apoyo a los Presupuestos de Sánchez e Iglesias.

Y en política migratoria sigue el caos cuando ya son 6.000 los inmigrantes alojados en hoteles en Canarias, mientras Interior envía a Sevilla a una primera remesa de treinta irregulares pese a que Marlaska negó el viernes los traslados a la Península. ¿A qué se debe este cambio? Entretanto España, Italia, Grecia y Malta se enfrentan a Merkel por la inmigración y rechazan la propuesta de pacto europeo sin cuotas obligatorias; lo cierto es que el problema migratorio trasciende las dimensiones de un país, incluso de los países del sur de Europa, por lo que debe ser tratado en el contexto de la UE en todo caso, y lo cierto también es que los bandazos de los gobiernos nacionales, muchos de ellos con demasiada carga demagógica, ayudan bien poco a suavizar el conflicto.

Por lo que respecta a otros asuntos cabe citar que han sido condenados 19 de los 23 acusados por desviar a la Gürtel fondos de la visita del Papa a Valencia en 2006; que Felipe VI está en cuarentena tras tener contacto con un positivo de covid; que PP y Ciudadanos rompen en Cataluña y no irán juntos a las elecciones; que el juez investiga una segunda trama policial que espiaba a Bárcenas mientras De los Cobos desvincula a Fernández Díaz de los fondos reservados y el juez apunta al ex dos de Interior, Francisco Martínez, pues, en el interrogatorio a uno de los comisarios de la Kitchen le señalan porque «sabía la ilegalidad» en el espionaje al ex tesorero del PP; y que, mientras Escrivá se dispone a dilatar la reforma de las prejubilaciones para dar tiempo a las empresas a adaptarse, el número de pensionistas cae por primera vez a causa de la pandemia dada la mayor mortalidad y el atasco administrativo existente.

Y del exterior, destacar que Biden pone a la expresidenta de la Fed al frente de la Economía y presenta su gobierno al grito de «América ha vuelto»; que muere a los sesenta años de edad Diego Armando Maradona, probablemente el mejor futbolista de la Historia; y que Sarkozy, ex presidente de Francia, se sienta en el banquillo por el primero de varios casos de corrupción que le acechan, enfrentándose a la petición de diez años de cárcel por el intento de conseguir que un magistrado le facilitase información sobre otro caso judicial a cambio de un alto cargo en Mónaco…..¡menos mal que en Francia, a diferencia de España, cuando un Jefe de Estado delinque se le juzga y, si procede, se le condena y punto sin que ello suponga poner en entredicho la República como forma de Estado!. Mientras tanto Leopoldo López, líder opositor de la República de Venezuela, manifiesta: «muchos sectores de la dictadura buscan cómo contribuir a una salida»; «Venezuela debe ser la causa que una a todos los demócratas»; «si España estuviera como Venezuela ¿qué no harían?»; «Maduro representa una estructura criminal»; «el 6-D es un fraude, si hay elecciones libres en Bolivia ¿por qué no promoverlas en Venezuela?; «el mundo libre debe trazar líneas rojas ante violaciones de derechos humanos, hay que dirigir bien las sanciones»……en fin, dicho queda.

Si deseas aportar tu opinión sobre esta noticia, por favor, deja aquí tu comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: