El Ayuntamiento de Sant Joan d’Alacant se convierte en el primer municipio de la Comunitat que firma un convenio para la cesión del derecho de tanteo con la Generalitat

El vicepresidente segundo y Conseller de Vivienda y Arquitectura Bioclimática, Rubén Martínez Dalmau, y el alcalde de Sant Joan d’Alacant, Jaime Joaquín Albero han firmado el convenio sobre la cesión de derecho de tanteo y retracto a los consistorios para que puedan adquirir viviendas en el municipio con destino a alquiler. El objetivo de la vicepresidencia segunda es crear un patrimonio público de viviendas sólido y estable a lo largo de la Comunitat, siendo Sant Joan en el primer ayuntamiento de la Comunitat Valenciana en firmar el convenio en el marco del Plan Hábitat 20-30.

El conseller, Rubén Martínez Dalmau, asegura que “el derecho de tanteo y retracto permite ampliar el parque público de viviendas”, lo que, en palabras del alcalde, Jaime Albero, “en nuestro municipio permitirá que vecinos y vecinas no tengan que abandonar el municipio”.

Jaime Albero ha declarado que “Sant Joan es pionera en políticas de vivienda. Hemos de ser valientes a la hora de plantear nuevas soluciones para que nuestros vecinos y vecinas no tengan que abandonar nuestro pueblo al tiempo que reducimos las dificultades de acceso a la vivienda de nuestra juventud o nuestras personas mayores, por citar algunos colectivos beneficiados.”

De esta forma, se pone en marcha una herramienta muy importante para conseguir casas para la gente, y viviendas que habitualmente se venden a precios muy asequibles. “Si nosotros no intercediéramos en la compra-venta y pagáramos al vendedor el mismo precio que les iba a dar un fondo buitre o una entidad financiera, estas viviendas acabarían en manos de dichos fondos” ha declarado el vicepresidente.

Por su parte, el alcalde, Jaime Albero ha declarado que “Sant Joan es pionera en políticas de vivienda. Hemos de ser valientes a la hora de plantear nuevas soluciones para que nuestros vecinos y vecinas no tengan que abandonar nuestro pueblo al tiempo que reducimos las dificultades de acceso a la vivienda de nuestra juventud o nuestras personas mayores, por citar algunos colectivos beneficiados.”

El tanteo y retracto «puede ser un instrumento de gran utilidad para dar respuesta a la necesidad habitacional del municipio

Estos convenios son el resultado del Decreto Ley 6/2020, de 5 de junio, del Consell, para la ampliación de vivienda pública en la Comunitat Valenciana mediante los derechos de tanteo y retracto, lo que en la práctica supondrá que las viviendas adquiridas por los municipios se califiquen como de protección oficial con carácter permanente. Los convenios tendrán una vigencia de un año, con posibilidad de prorrogarse, constituyéndose una comisión mixta que supervisará y controlará el cumplimiento de los mismos.

Asimismo, en el acto de firma ha asistido el concejal de Vivienda Javier Sánchez que ha indicado que “En los próximos presupuestos municipales ya se incluye una partida para la compra de viviendas, partida que será complementada con la aportación que realizará la Generalitat, que tendrá una cuantía de 10 millones de euros para distribuir entre todos los municipios participantes en la iniciativa”.

En el caso de Sant Joan, donde la Generalitat no dispone de viviendas públicas, el tanteo y retracto «puede ser un instrumento de gran utilidad para dar respuesta a la necesidad habitacional del municipio», según ha indicado el vicepresidente que ha estado acompañado por la directora general de Vivienda y Regeneración Urbana, Elena Azcárraga.

Si deseas aportar tu opinión sobre esta noticia, por favor, deja aquí tu comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.