Actualidad Alicante

El concierto de la Banda Municipal de Alicante en homenaje a las víctimas de la pandemia ofrece «música para la esperanza»

Luis Barcala, Antonio Manresa, concejal de Cultura, departamento del que depende la Sinfónica Municipal, y representantes de todos los grupos políticos que integran la Corporación, han asistido al acto en recuerdo de las personas fallecidas por la crisis vírica.

Con el aforo prácticamente completo de público, que ha respetado el distanciamiento de seguridad por el Covid-19, unas 200 personas han seguido esta tarde en la plaza del Ayuntamiento el homenaje tributado por la Banda Sinfónica Municipal a los muertos por la pandemia.

El alcalde de Alicante, Luis Barcala, ha abierto el acto desde el escenario solicitando un minuto de silencio en recuerdo de las personas fallecidas y sus familias. A continuación, ha destacado que este primer concierto de la Banda ante un público numeroso tras cuatro meses de emergencia sanitaria trata de «inspirar a la ciudad para salir de la pandemia». «Con esta actuación, la Banda abre una serie de conciertos para la esperanza», ha precisado Barcala. «Es música dedicada a los que se han quedado en el camino».

El alcalde también ha puesto en valor el trabajo de la Banda Municipal al verse obligada a llevar adelante sus ensayos con distancias especiales contra los contagios, lo que viene dificultando su labor.

Luis Barcala, Antonio Manresa, concejal de Cultura, departamento del que depende la Sinfónica Municipal, y representantes de todos los grupos políticos que integran la Corporación, han asistido al acto en recuerdo de las personas fallecidas por la crisis vírica

El alcalde ha estado flanqueado en el acto por el concejal de Cultura, Antonio Manresa, de cuyo departamento depende la Sinfónica Municipal, así como por ediles integrantes de todos los grupos políticos que forman la Corporación alicantina. José Vicente Díaz Alcaina ha dirigido a los profesores de la Sinfónica Municipal, que han abierto el concierto con una pieza romántica del compositor noruego Eduard Grieg «La muerte de Ase» y lo han cerrado con un pasodoble de S. Lope.

El inicio del homenaje se ha retrasado unos minutos por la lluvia, pero ha proseguido después con normalidad. La actuación se ha desarrollado mientras en el balcón del Ayuntamiento seguía desplegado un gran lazo negro, instalado por el gobierno municipal en el mes de de mayo, en recuerdo de los fallecidos por el COVId-19.

Si deseas aportar tu opinión sobre esta noticia, por favor, deja aquí tu comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: