Y por fin llegó – PETIT COMITÉ

Elsa Martínez PETIT COMITÉEstá claro de que os voy a disertar en este viernes. “Christmas is arriving” y estoy muy feliz con ello. Las Navidad es ese tiempo en el que reconozco que me emociono con una facilidad pasmosa. Y no es ñoñería, no, es simple y feliz actitud ante unas fechas tiernas y amorosas como pocas. Mi familia, la que integran no solo los allegados físicos, de sangre vaya, sino también la que han construido a lo largo de estos años los colegas, el despacho, los amigos de toda la vida, los nuevos, los que van sumándose por el camino, y los que rescatas tu misma, esos son también mi familia. Y desde luego, incluso los que simplemente son parte de mi “paisaje vital” desde hace años o a veces, incluso, los que en este mosaico que es vivir se han ido apuntando por minutos a un corazón que siempre está dispuesto a amar a los que lo merecen.

El tren de la Calle Maisonave, los caramelitos, la entrañable forma de sentir el café con brandy en las manos o los olores de los mercadillos, o los abrazos entre bolsas cuando vas de compritas de sábado este diciembre…

Ese es el panorama que este viernes, que se encienden las luces del Corte Inglés con un espectáculo fantástico —Silvia está haciéndolo muy bien, es obvio, siempre— y que nos recuerdan que el tren de la Calle Maisonave, los caramelitos, la entrañable forma de sentir el café con brandy en las manos o los olores de los mercadillos —recomiendo Alcoy y Orihuela entre otros…— o los abrazos entre bolsas cuando vas de compritas de sábado este diciembre… todo eso, es lo que entre aromas de velas, copas con amigos, vinos de reencuentro y olor a leña, a cocidito o a olleta, me devuelve el ánimo por el ser humano.

No podemos olvidarnos de que no todos podemos disfrutar de estas fechas como quisiéramos, y para eso hay que poner el lado solidario más que nunca en pleno funcionamiento

Sin embargo, este finde comienza también un mes que debe ser algo ¡más! No podemos olvidarnos de que no todos podemos disfrutar de estas fechas como quisiéramos, y para eso hay que poner el lado solidario más que nunca en pleno funcionamiento. Así vuelvo a insistir en que por favor deberíamos no dejar de colaborar y disfrutar de la Gala hoy viernes en la Terminal de Cruceros de “Una infancia por Navidad”,  o que no deberíamos fallarle a Cáritas tampoco el sábado 1 de diciembre en el Rastrillo Solidario de SOLCIR que es vital para tantos que lo necesitaran en la Casa del Mediterráneo. O la carrera a pie para eliminar obstáculos de la Asociación de personas con discapacidad de Alicante, ADIFIA con COCEMFE, este domingo día 2 por todo el centro. Todo eso es lo que nos hará brillar con luz única mientras también disfrutamos de lo demás. El Belén y las pistas de hielo, los toboganes —todo se inaugura este finde— y demás cositas disfrutonas de estos días típicos de previo a fiestas. En el plano gastronómico, no quiero olvidarme de las clásicas Jornadas del Arroz que celebra mi querido Jordi Vilaplana en su magnífico restaurante La Vil.eta en el hotel Vila de Muro. Y en el del glamour, glamour, os recomiendo algo muy chulo para que vuestros cuellos reluzcan en las galas de todas las cenas y comidas especiales de estas fechas; la firma GIOIAVERA que diseña Alessandra Laspechi, esposa de un pedazo de empresario estupendo, Eduardo Coronado de Crown Gallery Motors, es el «must have» que hay que poseer este año.

Feliz comienzo de todo…. y si lo endulzamos con los turrones exquisitos de Andrés Espí, mejor.

 

Si deseas aportar tu opinión sobre esta noticia, por favor, deja aquí tu comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.